Sobre Holanda

Autora: aida Rebull

La rebelión de las bicicletas, que lo abarrotan todo; la afición por el tulipán, la mirada mercantil infinita, la conciencia abierta y los contrastes definen a Amsterdam.

Los canales distribuyen el fluido del río Ij y del Amstel, que le da nombre a la ciudad. Son sus venas y le brindan vida y sentido. Centenares de puentes guían el paseo por sus calles y dan cobijo a las casas flotantes.

La vida en Amsterdam es ajetreada, caótica e intensa, hasta que pasas el último puente y llegas al barrio Jordaam. Calles de un silencio acogedor, tan solo irrumpido por el pedaleo sosegado o el merodear de algún gato. El tranquilo paso del tiempo enfrentado a la exaltación del centro.

La historia de esta ciudad ha estado marcada por el S. XV, cuando la ciudad se constituyó como el centro del comercio mundial; el negocio corre entre los dedos de los holandeses. Su visión por el dinero ha dejado monumentos en los lugares aparentemente más contradictorios y han prosperado los negocios más variopintos. El descarado barrio Rojo, con sus anunciadoras luces de neón en movimiento sobre el canal, reclama la atención del viandante. Locales del sexo y  coffe shops se abren para venderle a los sentidos. El pecado junto a la iglesia más vieja de la ciudad; había que comprarse plaza en el cielo después de los actos impuros. La tolerancia también puede ser por interés.

La ostentación vive en casas escalonadas, abigarradas y torcidas por el suelo irregular. Las ventanas desnudas invitan al ojo indiscreto a saber de una vida cultural activa, intelectual y de miscelánea.

El holandés es un retador de la naturaleza; elegante y correcto la pone a prueba con sus diques. Y de su osadía ha salido ganando porque han obtenido los mejores paisajes. Las tierras de labranza rodean a Zaanse Schans, regalan verdes vivos y fértiles, olores intensos; con riberas llenas de molinos de viento, prados frescos repletos de colores florales. Húmedas y saladas son las vistas al mar de Marken y Voledam, una ventana que se abalanza hacia el infinito azul que dibuja el relieve de un país que merece la pena retener en la memoria.

Más imágenes de Holanda

Anuncios

2 Respuestas a “Sobre Holanda

Deja tu granito de arena:

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s